23 ago. 2016

La memoria, qué memoria?

"Hay un dicho que es tan común como falso: El pasado, pasado está, creemos. Pero el pasado no pasa nunca, si hay algo que no pasa es el pasado, el pasado está siempre, somos memoria de nosotros mismos y de los demás, en este sentido somos de papel, somos papel donde se escribe todo lo que sucede antes de nosotros, somos la memoria que tenemos."
José Saramago

 Si como dice Saramago somos papel, donde se escribe todo lo que sucede antes de nosotros, también somos lectores de lo que escribimos. Y la lectura no siempre es igual para los que vivieron el mismo pasado. Somos, diría, recortes, fotos, que quedan en la memoria. Clarísimas fotos multicolores. pedacitos de realidades. Memoria direccionada.
Experimenten. Tomen un hecho personal, compartido con alguien y reconstrúyanlo. Quién más estaba?. Unos recordarán a unos, otros no, pero agregarán a quien no fue nombrado. Y ahí la duda. Pero yo me acuerdo que estaba sentado al lado mío. No, pero si no vino porque tenía a la madre enferma. Eso fue otra vez, pero ese día estaba. Te acordás que comimos el pollo que mató la abuela?. No, si la abuela ya no tenía el gallinero. Y así, la memoria, recortada, fotográfica, multicolor, se hará diversa. Y uno se acordará de la prima que bailaba español o de la abuela cuando bailó la jota y otro se acordará del abuelo leyendo el diario bajo la parra. Y todos fuimos testigos de esa historia, de ese pasado pero a cada uno le quedó un pedacito.

Ni uniendo los pedacitos vamos a tener una memoria fidedigna, porque el pasado no es el mismo para todos. Hasta la historia personal es distinta cuando la escribimos y cuando, nosotros mismos, la observamos después del paso del tiempo. Capaz que somos la memoria que tenemos, resignificada en las circunstancias. Y por eso podemos cambiar.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario