20 nov. 2019

Siempre juega el nivel de incompetencia.


El principio de Peter donde se habla de que todos tenemos nuestro lugar de incompetencia, aquello en lo que no somos aptos por más que fuéramos genios en otra actividad está perfectamente explicado por la humildad de Federer en esta entrevista. 

-Siempre se te habla del retiro. Cuando termines de jugar tendrás la mitad de tu vida por delante...
-Ojalá...
Federer interrumpe y no puede evitar la risa. Está feliz. Disfruta. Y pide retomar la pregunta.
-¿Te preocupa ese después, el tener que encontrar una nueva pasión, el saber que quizá no lo hagas con tanto éxito como ser tenista?
-No, no me preocupa. Respeto el proceso, eso sí, y sé que será interesante. Mis prioridades van a ser mis hijos, como ahora pero de un modo diferente; mi fundación, a la que podré dedicarle más tiempo; tendré sponsors, socios, oportunidades de negocios. Pero espero seguir en el tenis porque lo amo y me dio todo... Y después... Soy lo suficientemente humilde como para empezar algo desde el nivel más bajo. No pienso que porque juegue bien al tenis puedo hacer cualquier cosa. Creo que es importante dar un paso atrás y entender que hay que aprender cosas nuevas. Eso me pone feliz. Sé que también podré llevar una vida menos estresante, así que estoy bárbaro con eso
Fuente


No hay comentarios.:

Publicar un comentario