11 abr. 2018

El tema está en la dosis.





Internet se supone que forma a un ser menos pasivo que la televisión. Vimos generaciones enteras pasando su vida sentadas, absorbiendo como esponjas todo lo que  les diera ese medio y al día de hoy se los  puede ver pasar horas viendo fútbol idiotizados.
Los chicos con la tecnología  aprenden estrategias y operan con ellas. Conocen materiales, cómo se consiguen y qué  pueden hacer con cada  uno. Inclusive que les conviene  hacer una armadura de hierro porque de oro es más  blando. Textual. Dependerá el juego que elijan (como todo) para aprender jugando. Para eso se juega de niño, se practica lo que se va a hacer de grande. Si se alterna con escuela, con el sol, con el deporte,  está todo bien.  El tema es el límite. Y el límite  es amor

No hay comentarios.:

Publicar un comentario