12 nov. 2016

Yayoi Kusama: la maravillosa locura en el arte.


Obsesión infinita: “Mis obras mantienen una estrecha relación con mi salud mental”, dijo alguna vez esta creadora que acostumbra a mostrarse en público con pelucas de colores estridentes, dueña de un espíritu utópico y anárquico, quien además utiliza sus alucinaciones –las sufre desde los 10 años– como fuente de inspiración de sus obras.
Decidió voluntariamente instalarse en una clínica psiquiátrica de Japón, donde reside desde 1977.
En la obra de Yayoi Kusama la célula elemental es el círculo,los ojos. Puntos de todos colores y dimensiones se han tomado museos, autos, lámparas, troncos de árboles e incluso indumentaria de lujo: Marc Jacobs la convocó como ideóloga de una completa línea de ropa para Louis Vuitton.

Catalogada de excéntrica, experimental, sorprendente y singular, Kusama exhibió su obra en el Museo Reina Sofía de Madrid, la Tate Modern de Londres, el Pompidou de París, el Whitney Museum de Nueva York y en el Malba de Buenos Aires.

Si todas las locuras fueran las de Yayoi, el mundo sería otro. Una maravilla.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario