2 dic. 2015

Qué escuchaste hablar de Rosario?

Rosario es mi ciudad. Así como nos encontramos entristecidos por lo que nos ha pasado en los últimos años, que hemos sido el epicentro del delito, podemos mostrar otra cara de nuestra ciudad.
Es una ciudad joven, con Universidades de todas las especialidades. Reúne el afluente de una juventud que no sólo estudia sino que se quedan a vivir formando familia. Recuerdo cuando se  terminó el puente Rosario-Victoria que atrajo a los estudiantes que iban a Paraná a completar sus carreras universitarias y después eligieron venir a esta ciudad.
Realicen un experimento. Vengan a Rosario un domingo y caminen por la costanera que va desde el Parque España pasa por el Parque de las Colectividades, el Parque Sunchales, terminando en el Parque Scalabrini Ortiz. Se llevarán una sorpresa. Es una belleza natural, unida a una belleza de juventud sana, haciendo gimnasia, paseando con la familia y los niños, sentados en el pasto tomando mate, un grupo cantando, otro grupo bailando, vendiendo artesanías diferentes. Esa también es mi ciudad.
Y si se quedan a cenar arrímense a Avenida Pellegrini y vean la juventud reunida frente a una jarra de cerveza o una gaseosa, o comiendo una pizza en mesas en las veredas. Es una zona muy cuidada. Por supuesto. Muchos van a decir eso. Pero lo que quiero destacar es que hay una enfermedad sobre la que tenemos que trabajar, porque tenemos una parte sana, que no puede resignarse a vivir en una ciudad con tantas posibilidades, conviviendo con aquello que pone en riesgo su vida. Tengo fe que algo puede cambiar. No podemos perder tanta belleza. Los jóvenes necesitan otra ciudad para disfrutar lo que tiene de bello. Y los que la vivimos de otra manera, que la pudimos caminar, salir de noche sin miedo, recuperala porque es nuestro medio y la vimos crecer.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario