29 mar. 2015

Gracias, Lanata, por brindar una esperanza diferente.

Estamos ante el paso que emprendió hoy Lanata, el trasplante renal gracias a un intercambio diferente. Estamos ante un hecho de amor tan grande, que sólo puede producir admiración. Gente sana, que tiene mucho que perder está donando parte de su cuerpo para que vivan aquellos que aman. Solemos ser mezquinos con los seres queridos, que al morir se llevan lo que no van a necesitar, pudiendo donarlo y darle mayor calidad de vida a quienes dependen de máquinas para vivir. Estamos viendo a quienes renuncian a un órgano y corren los riesgos propios de una operación y no se puede más que decir gracias por el ejemplo de altruismo y valentía. A Sara, su mujer. A la mamá del niño, A lo que agregaría algo sobre Lanata: siempre nos mostró que ante lo imposible está lo posible. Gracias a él también.

"Cuando los pacientes con insuficiencia renal llevan mucho tiempo en diálisis, según dicen los estudios, las posibilidades de supervivencia de un riñón cadavérico en el cuerpo del enfermo son muy inferiores a las de un riñón de paciente vivo. Entonces es cuando los familiares deciden donar un riñón. Cuando hay incompatibilidad, el enfermo queda sin otra opción que la diálisis y la lista de espera de donante cadavérico.Y el tiempo es el peor enemigo. Existe un concepto que se llama "swap" en Estados Unidos, que permite la donación altruista. Se inicia una cadena de intercambios de riñones entre familiares que no son compatibles entre sí pero lo son para otros, e incluso la cadena puede no tener reciprocidad, por eso se la llama altruista. Hoy Sara, la esposa de Jorge, le dona un riñón a un niño con el que es compatible. La madre del niño, le dona su riñón a Jorge; son compatibles. En este momento están los cuatro internados y se sienta un precedente judicial para Argentina que permitirá que otros pacientes en la misma situación tengan mayores posibilidades de supervivencia y calidad de vida. El gordo golpista lo inició. Y nosotros, los traductores, pusimos nuestro granito de arena", Escribió Flavia Pittella, columnista de literatura en Lanata sin filto quien fue una de las responsables de traducir los estudios científicos que avalaron el método Swap de trasplante en Argentina..
Vale seguir con la donación de órganos de aquellos que no los van a usar en el más allá y que pueden mejorar la calidad de vida de tanta que gente que tiene que depender de una máquina o morir en el intento.
Nuevamente gracias, muchas gracias a ambos. Y a la madre del niño que por amor a su hijo le entrega su riñón a Lanata.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario