26 jun. 2014

La vida es como un restaurante...

 Se pagan los errores, se pagan las deudas, se paga la soberbia, se paga la omnipotencia, se paga la inocencia, se paga la prepotencia, se paga la mentira, TODO SE PAGA, AQUÍ MISMO SE PAGA. Y la luz del túnel era un tren.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario