7 jun. 2014

Afanancio hizo escuela.

En 1941 Adolfo Mazzone lanzó su historieta Piantadino en el diario El Mundo. Más tarde (1944), la misma pasó a publicarse en Rico Tipo. Junto al penado de particular habilidad para fugarse, convivían un grupo de personajes secundarios entre los cuales se encontraba Afanancio. Como vemos, los nombres elegidos tienen orígen en el lunfardo, facilitando su utilización en el lenguaje cotidiano de la gente. Sin dudas, se trató de uno de los grandes aciertos de Mazzone.

Cualquier semejanza con la realidad, pura coincidencia.
Pero volvamos a Afanancio: como su nombre lo indica, es un ladrón que, con o sin necesidades de por medio, encuentra en el robo una particular diversión y su modo de sorprender a la gente a la manera de una simple broma. No es todo. Muchas veces ejerce la profesión a pesar suyo, como si una fuerza indominable lo condujera, de tal manera que él mismo suele asombrarse de lo que - de pronto - tiene entre sus manos

fuente

No hay comentarios.:

Publicar un comentario